title.site title.site

Viernes, 24 de mayo de 2024

Sanidad

El nuevo centro de salud en el Barrio Jesús empezará a funcionar el 15 de marzo, tras una inversión de 5,8 millones de euros

Se ha reforzado el personal sanitario de la zona con tres nuevos cupos de medicina de familia y enfermería

El Gobierno de Aragón da respuesta a una reivindicación histórica de la Margen Izquierda con un dispositivo sanitario que atenderá a 15.800 pacientes

El Presidente de Aragón visita el centro de salud del Barrio Jesús
Descripción de la imagenLUIS CORREAS, Gobierno de Aragón

El nuevo centro de salud del Barrio Jesús ya es una realidad, tras años de reivindicaciones sociales y vecinales, gracias a la inversión de 5,8 millones de euros realizada por el SALUD (5,3 en el inmueble y el resto en el equipamiento) que permitirá mejorar la asistencia sanitaria de la zona y de toda la Margen Izquierda.

El Presidente de Aragón, Javier Lambán, la consejera de Sanidad, Sira Repollés, y el gerente del sector Zaragoza I, Javier Marión, han visitado hoy este centro sanitario que prevé su apertura para los pacientes el próximo 15 de marzo.

Este centro sanitario atenderá a un total de 15.800 tarjetas sanitarias (13.204 adultos y 2.596 niños) de ciudadanos residentes en la nueva zona de salud creada al efecto y que comprende fundamentalmente la zona ubicada entre Marqués de la Cadena, el Paseo de la Ribera y Matilde Sangüesa. De este modo, el nuevo dispositivo sanitario absorberá a 10.859 usuarios del centro de salud de La Jota y 4.941 de Arrabal que residen en nueva zona de salud, si bien tendrá capacidad de atender a 25.000 personas en el futuro.

La plantilla

Para ello, contará con nueve médicos de familia y tres pediatras. Parte de este personal procede de traslados de los citados centros de salud (4 médicos de familia, 2 pediatras y 6 enfermeros de La Jota y 2 médicos, 1 pediatra y 3 enfermeros de Arrabal), pero además se crean tres nuevos cupos de medicina de familia y enfermería. De este modo, los profesionales del Barrio Jesús contarán con una media 1.467 usuarios por médico de familia y 865 por pediatra.

La plantilla se completa con 12 enfermeras (tres de nueva contratación), una enfermera especialista, 4 auxiliares administrativos, un fisioterapeuta, una matrona, un TCAE (Técnico en Cuidados Auxiliares de Enfermería), un trabajador social y un celador. Todos estos últimos de nueva contratación.

Los ciudadanos que residan en el Barrio Jesús serán asignados automáticamente a su nuevo centro, si bien cabe recordar que los usuarios pueden ejercer el derecho de libre elección de médico, siempre que las circunstancias asistenciales lo permitan.

Tras la reorganización que supone la creación de este nuevo dispositivo sanitario, el centro de salud de La Jota atenderá ahora a 23.371 usuarios para 14 médicos de familia y 3 pediatras y el equipo de Arrabal mantendrá 15.796 tarjetas sanitarias para 9 médicos de familia y 2 pediatras. Esto supone una disminución de la media de tarjetas sanitarias por cada profesional.

Sira Repollés explica el traslado de los equipos al nuevo centro de salud del barrio Jesús

El Presidente de Aragón vuelto ha vuelto a mostrar el compromiso de su Gobierno de garantizar seguridad asistencial a los ciudadanos a través de unos servicios públicos de calidad y en concreto, en materia de Sanidad, ha recordado que el Departamento ha pasado de un presupuesto de 1500 millones en 2015 a más de 2.500 millones en 2023. El esfuerzo “colosal” presupuestario, tras superar “los destrozos de la pandemia que han resentido al sistema”, repercute en la mejora de servicios, el refuerzo de plantillas y en el aumento de inversiones en las tres provincias”, ha asegurado Lambán, además de recordar que la Comunidad sigue pendiente de una mejora de la financiación autonómica.

Lambán recuerda la inversión colosal en sanidad

El Presidente Lambán se ha mostrado satisfecho por cumplir un compromiso y dar salida a una infraestructura largamente reivindicada por las asociaciones vecinales de un barrio que ha crecido en los últimos años. A su juicio, era una pretensión “absolutamente justa”, y aunque la inversión se ha demorado más de la cuenta debido a la pandemia, es finalmente una realidad. Lambán cree que este centro de salud “moderno, exigente con todos los requisitos necesarios para prestar un buen servicio de salud, con una magnífica dotación de profesionales y de tecnología”, da respuesta a las demandas del barrio.

Lambán: centro salud moderno y exigente con reividicaciones del barrio Jesús

La inversión en este edificio responde a las necesidades asistenciales de la población en función de su crecimiento y características sociodemográficas. Con su puesta en servicio se modifica el mapa sanitario de la capital aragonesa, creándose una nueva zona básica de salud, del barrio Jesús, que abarcará una parte de la zona de salud de la avenida Cataluña en su ámbito suroeste y otra de la zona de salud de Arrabal. Atenderá a alrededor de 25.000 personas, según la previsión de crecimiento de la población en los próximos 15 años.

Es un ejemplo más, según el presidente Lambán, del esfuerzo del Gobierno de Aragón por “tratar a los zaragozanos como se merecen”, dotando a la ciudad de suelo industrial para la instalación de empresas que crean empleo de calidad; mejorando todos los servicios públicos como la creación de colegios en el sur de la ciudad, construyendo nuevas residencias de mayores como la de Valdefierro, y una sanidad con la mejor tecnología en sus centros de salud y hospitales y con plantillas reforzadas.

Lambán recuerda el compromiso con los zaragozanos

El edificio

El edificio tiene 3.161 metros cuadrados distribuidos en tres plantas, dos sobre rasante y una bajo rasante. La edificación se organiza a partir de la ubicación de la entrada principal, ubicada entre los dos cuerpos principales del edificio. Desde el acceso peatonal se accede al vestíbulo principal en el que se sitúa la zona de admisión con el mostrador y su correspondiente área administrativa de trabajo

En planta baja se ubica el resto del área puramente asistencial: 4 módulos de pediatría (pediatra y enfermería), diagnósticos (sala de extracciones, sala de cirugía menor, sala de urgencias), módulo de atención a la mujer y módulo de rehabilitación. Y la zona de medicina de familia ocupa la totalidad de la primera planta.

En la planta inferior se localizan las áreas de formación y docencia, salas de personal, aseos, almacenes, instalaciones y servicios. También la zona de párking, con una capacidad de 21 plazas de aparcamiento.

Además, se han aplicado medidas pasivas y activas para la reducción del consumo energético, que permitirán que el centro de salud del Barrio Jesús sea un Edificio de Energía Casi Nulo (ECCN), con una calificación energética A. Los sistemas de producción de energía están basados en equipos de alta eficiencia energética, concretamente bombas de calor condensada por agua de pozo. Se dispone además de un sistema de aerotermia para producir el agua caliente que precisa el centro y, como subsistemas para la distribución de energía, se han proyectado sistemas con baja temperatura de trabajo en invierno.

La apuesta por la Atención Primaria

La apertura de esta nueva infraestructura sanitaria consolida la apuesta del Departamento de Sanidad por este nivel asistencial. Durante esta legislatura se ha aprobado el Plan de Atención Primaria y Comunitaria de Aragón 2022-2023, de modo que se cuenta por primera vez con una financiación finalista de 21,5 millones de euros para garantizar un sistema de calidad a través de la mejora de la accesibilidad, el incremento de la calidad de la asistencia y de la capacidad de resolución de los centros de salud, la consolidación y estabilización del empleo y la promoción de la Atención Comunitaria.

A esto se suman otras medidas, como el Plan de atracción a los profesionales 2021-2023, que ha incrementado retribuciones por TIS, turnicidad, nocturnidad y guardias. También recientemente se han aprobado medidas concretas para Atención Primaria como duplicar la productividad en centros de difícil cobertura, incrementar la remuneración por horas de exceso de jornada e incluir el abono del kilometraje por el uso del vehículo propio en las zonas rurales. Y todo ello, pendiente de la aprobación en la mesa sectorial del acuerdo con los sindicatos, si bien el logrado con los sindicatos médicos, valorado en 8 millones de euros anuales, frenó la huelga convocada inicialmente.

El refuerzo de la Atención Primaria en la comunidad ha pasado también por la consolidación del empleo público, con la convocatoria desde el año 2015 de un total de 745 plazas de medicina de familia. Esta apuesta por la Primaria ha provocado también que la comunidad sea pionera en haber ofertado 106 plazas interinas de enfermeros especialistas Enfermería Familiar y Comunitaria.

Gracias a todas estas medidas, según los últimos datos del Ministerio de Sanidad, la comunidad aragonesa es la tercera comunidad española con mayor número de médicos de familia por 1.000 habitantes (0,88), misma ratio y posición que en enfermería de este nivel asistencial. Del mismo modo, la comunidad es la tercera también con menos número de pacientes asignados por médico de familia (1.173) frente a los 1.400 de la media nacional. 

El proyecto ha sido financiado como parte de la respuesta de la Unión a la pandemia de COVID-19 en el marco del Programa Operativo FEDER Aragón 2014-2020, Construyendo Europa desde Aragón.